El nuevo test de Turing: ¿Eres humano?

Si el individuo promedio atribuye inteligencia a la Inteligencia Artificial, quizás sea porque el individuo promedio pasa cada vez más tiempo realizando tareas en línea que una máquina podría emular fácilmente.

Pensando en la controversia de sobre el modelo de lenguaje LaMDA de Google, del que un ingeniero afirmó que era sensible, creo que deberíamos de comenzar a pensar sobre un gran cambio que se ha producido en el campo de la inteligencia artificial desde que Alan Turing definió la idea de la “Prueba de Turing” en su ensayo en 1950.

El test de turing se creó enfocado en poder responder una pregunta. Esta pregunta: ¿Pueden pensar las máquinas?

Turing, inventó el “Juego de la Imitación”. En dicho juego, dos entidades, una persona y una computadora digital, son interrogadas por una tercera entidad: Un interrogador humano. El interrogador no puede ver a los otros dos y tiene que averiguar simplemente a partir de sus respuestas mecanografiadas cuál de los dos es humano y cuál la máquina.

¿Por qué no, sugirió Turing, dejar que el comportamiento resuelva el asunto? Si responde como un ser humano, entonces se le puede atribuir pensamiento.

Bien, Turing estaba seguro de que las máquinas serían tan buenas en el Test de Turing que afirmó entonces, que en el año 2000; un ser humano podría hablar de “máquinas que piensan”.

¿Quién es Alan Turing?

Volvamos a la actualidad. Resulta que desde el mundo real en la época de Turing, surgió algo absolutamente gracioso por el camino hacia el futuro. Resulta, que en la actualidad, los humanos han pasado cada vez más tiempo dentro del mundo de las máquinas y no del revés.

Cada vez más, los humanos dedican su tiempo a hacer más y más cosas que una máquina no es que podría hacerlas igual de bien, si no que podría hacerlas mucho mejor. Puesto que son “cosas de máquinas”.

Entonces, ¿La máquina debe ser capaz de verse realmente como humana o el humano debe ser capaz de demostrar de que realmente sigue siendo humano ante la máquina?

Uno de los muchos logros del software moderno, es el lograr ocupar el tiempo de las personas con tareas sencillas: Como el ajetreado trabajo que se realiza en las redes sociales, cosas como publicar, comentar, dar me gusta, etc.

Es obvio que, la mayoría de las máquinas podrían replicar el comportamiento de las redes sociales sin ningún tipo de problemas.

Alan Turing: El descifrador de códigos y pionero informático

No porque los programas como el programa de lenguaje GPT-3 de OpenAI sean parecidos a los humanos, sino porque se ha bajado la barrera del comportamiento humano a algo tan simple; como el como es capaz de interactuar un ser humano dentro de una red social (dentro del mundo de las máquinas).

Donde quiera que mires, los humanos están cada vez más involucrados en los comportamientos que habrían parecido de ciencia ficción hace tan solo un par de décadas.

Los humanos pasan miles de horas trabajando en Mechanical Turk de Amazon para generar datos de prueba de IA.

Los seres humanos trabajan las 24 horas para moderar el contenido en plataformas como TikTok e Instagram Reels, una actividad cuyo gran volumen de trabajo en algún momento habría parecido un abuso en lugar de un trabajo. Pero que ahora mismo se considera una necesidad básica para mantener los imperios de las redes sociales y defenderse de los grandes reguladores.

Dicha actividad podría realizarse tan bien o mejor mediante algoritmos de aprendizaje automático. Al igual que John Henry y la máquina de vapor, los humanos intentan cada vez más hacer el trabajo de una máquina.

¿Qué es una máquina de Turing?

Dispositivos como Alexa de Amazon han condicionado a las personas a dar instrucciones a un asistente digital. La tecnología de reconocimiento de voz no solo es asombrosa, sino que la práctica de usarla constantemente es un desarrollo asombroso en la historia de la actividad humana.

El jefe de tecnología de Amazon (Werner Vogels) ha señalado que para las personas mayores, la interacción con Alexa a través de la voz se ha convertido en una interacción con una especie de ayudante y compañero.

La expresión más ejemplarizante de cómo los humanos y las máquinas pasan su tiempo ahora, son los concursos internacionales de eSports. Si bien, aparentemente es una competencia que enfrenta a equipos humanos entre sí para ver quién es el mejor en los videojuegos, también se ha convertido en el reino de los logros de la IA.

Máquinas como AlphaStar de DeepMind se han vuelto tan buenas como los humanos en algunos de esos concursos.

En algún momento de la historia, el que los humanos pasen interminables horas inmersos en juegos dentro de una pantalla y que las máquinas refinen su programación tratando de rivalizar con los humanos:; Habría parecido, sin lugar a dudas, un auténtico extraño paradigma superior incluso a los mundos de la ciencia ficción.

¿Qué es la prueba de Turing y por qué es importante para la IA?

Todos estos cambios de comportamiento se suman a lo que podría llamarse el Cambio Copernicano de la Inteligencia Artificial. El científico polaco Nicolaus Copernicus en el siglo XVI invirtió la visión común de la galaxia y concluyó que el sol, no giraba alrededor de la tierra, sino al revés.

Del mismo modo, hasta la última década más o menos, cada presunción de inteligencia artificial implicaba que las máquinas se insertaran en nuestro mundo, se volvieran antropoides y lograsen navegar por las emociones y los deseos. Como se muestra en la película de A.I. Artificial Intelligence.

En cambio, lo que ha sucedido es que los humanos han pasado cada vez más tiempo dentro de las actividades informáticas. Como hacer clic en pantallas, completar formularios web, navegar por gráficos renderizados, ensamblar videos iterativos que produzcan movimientos de baile, reproducir los mismos escenarios de juegos por infinitas horas de entretenimiento.

En el caso del chatbot de LaMDA de Google, se asignó al ex ingeniero de Google Blake Lemoine para probar el programa, un divertido eco del desafío de Turing. Solo que, en el caso de Lemoine, se le dijo por adelantado que era un programa pero eso no le impidió atribuir a LaMDA sensibilidad, incluso un alma.

No sabemos exactamente cuántas horas, días, semanas o meses pasó Lemoine charlando con el chatbot; pero pasar muchísimo tiempo charlando con algo que te han dicho que es un programa es, nuevamente, un evento novedoso en la historia humana.

El informático Héctor Levesque ha señalado que el Test de Turing tiene un grave problema: Puesto que se basa demasiado en el engaño. La naturaleza de forma libre de la prueba, escribe Levesque, significa que un programa de IA simplemente puede participar en una serie de trucos que se sienten como humanos para el interrogador.

Primeros programas de IA y Alan Turing

Dichos programas “se basan en gran medida en juegos de palabras, chistes, citas, arrebatos emocionales, puntos de orden, etc.”, dice Levesque, “¡Todo, excepto respuestas claras y directas a las preguntas!”

La inmersión constante en un mundo de pantallas, una inmersión en un grado que Turing nunca habría imaginado, ha hecho que la prueba de Turing ya no sea una prueba enfocada en las máquinas, sino una prueba enfocada en los humanos. La prueba de que es lo que los humanos aceptarán como válido o no.

Muchos estudiosos de la IA cuestionan la inteligencia real de LaMDA y otros bots de chat, pero por el momento su opinión es minoritaria. Si las actividades, no de investigación sino de ocio y productividad giran cada vez más en torno a la interacción con el ordenador, ¿Quién puede decir que la máquina del otro lado de la pantalla no está igualando a los humanos clic a clic?

Después de todo, los humanos que usan las redes sociales no interactúan con nada más que una imagen almacenada o un texto adjunto a un nombre y sin embargo, los humanos llenan sus interacciones de significado, se enfadan con las discusiones políticas o se inflaman por el comportamiento de las celebridades.

¿Quién es Alan Blumlein?

La ilusión de las personas, ante la sensación de que la existencia del yo en línea es totalmente real, es tan intensa; que ese punto de vista, nos deja ante el camino más corto para atribuir sensibilidad real a una máquina.

En una reciente inversión ante la prueba de Turing, un programa reciente de IA de Google cambia el papel de interrogador y sujeto.

El programa de Google, llamado Interview Warmup, es un ejemplo de evaluación del lenguaje natural , una forma de comprensión del lenguaje natural en la que un programa tiene que decidir si las respuestas de forma libre a una pregunta son apropiadas para el contexto de la pregunta.

Interview Warmup invita a un humano a responder varias preguntas seguidas como entrevistador de trabajo. Luego, el programa evalúa qué tan bien encajan las respuestas del sujeto con la naturaleza de la pregunta.

Google sugiere que Warmup es una especie de entrenador electrónico, un sustituto de un humano que ayuda a otros humanos a prepararse ante entrevistas de trabajo.

Alan Turing: Historia completa, estudios y pensamientos filosóficos

Visto a través de la lente del escenario original de Turing, eso es una inversión. Los humanos ya no ponen una máquina en una habitación para probarla. En cambio, se someten a las reglas de juego de una máquina, trabajando quizás de manera cooperativa para que la máquina obtenga datos sobre cómo hablan los humanos y para que el humano reciba instrucciones sobre cómo debe hablar.

La frontera final es, dar la vuelta por completo a la **pregunta del test de Turing****.

Quizás, todos los humanos, debamos a tener que preguntarnos: Si los propios humanos, dentro de un entorno informático, realmente somos capaces de mostrar rasgos de que somos realmente humanos.

Situándonos dentro de esta última frontera. Tal vez debamos esperar:

Que sea la propia máquina, la encargada de dictar los propios términos por los que se la pueda considerar inteligente o no.

Artículos Relacionados
Rivian, respaldado por Amazon, retrasará sus primeros vehículos eléctricos a Septiembre

Rivian Automotive, empresa respaldada por Amazon Inc., retrasará la entregas de su primeros vehículo eléctricos debido a los problemas de la cadena de suministros.. Rivian, la empresa vista como con potencial para ser un futuro rival de Tesla, entregará ahora sus primeras camionetas R1T ¡SEGUIR LEYENDO!

Twitter prohibe monetizar mediante anuncios a las APPS de terceros

Más de una semana después de que comenzase a bloquear el acceso a la plataforma de Twitter a ciertas aplicaciones de terceros, la compañía actualizó el jueves su política para desarrolladores de la API de Twitter. https://ciberninjas.com/twitter-bloqueo-devs-apps-terceros/ La empresa cambió su política de desarrolladores ¡SEGUIR LEYENDO!

Anunciado Phantom Fury: Secuela del shooter retro Ion Fury (vídeo inside)

Developers of the Slipgate Ironworks studio have announced together with the publisher 3D Realms Phantom Fury – the sequel to the retro shooter Ion Fury (formerly Ion Maiden). The project’s debut trailer was unveiled as part of the Realms Deep Digital event. Image Credit: ¡SEGUIR LEYENDO!