El Avance de los Qubits de Argonne: Un salto adelante en la Computación Cuántica

La computación cuántica es un campo en rápido desarrollo con el potencial de revolucionar muchas industrias, desde la medicina hasta la ciencia de los materiales.

Sin embargo, uno de los principales retos a los que se enfrentan los investigadores de computación cuántica es el desarrollo de qubits que sean estables y escalables.

Investigadores logran Aumentar el Tiempo de Coherencia

Ahora, los investigadores del Laboratorio Nacional Argonne han logrado un hito importante en esta área al desarrollar un nuevo tipo de qubit con un aumento de casi mil veces en el tiempo de coherencia.

Este avance podría allanar el camino para el desarrollo de ordenadores cuánticos más potentes y escalables en el futuro.

Los nuevos qubits se basan en electrones individuales atrapados en dispositivos de carburo de silicio. El carburo de silicio es un material relativamente barato y de uso común, lo que lo convierte en una plataforma prometedora para la computación cuántica escalable.

Los investigadores también pudieron demostrar el escalado mediante el acoplamiento de dos qubits. Este es un paso importante hacia la construcción de computadoras cuánticas más grandes y potentes.

La investigación, que fue publicada en la revista Nature Physics, es un gran paso adelante en la carrera para desarrollar computadoras cuánticas que puedan abordar problemas del mundo real.

Las computadoras cuánticas tienen el potencial de resolver problemas que son intratables para las computadoras clásicas, como el diseño de nuevos medicamentos y materiales, y la simulación de sistemas cuánticos complejos.

¿Cómo funciona el avance de Qubits?

Los nuevos qubits desarrollados por los investigadores de Argonne se basan en electrones individuales atrapados en dispositivos de carburo de silicio.

El carburo de silicio es un material semiconductor con una banda prohibida muy amplia. Esto significa que es muy difícil que los electrones escapen de los dispositivos de carburo de silicio, lo que los hace ideales para atrapar electrones individuales.

Los investigadores atrapan los electrones colocándolos en pequeñas cavidades en los dispositivos de carburo de silicio. Las cavidades se crean mediante un proceso llamado nanofabricación.

Una vez que los electrones quedan atrapados, los investigadores pueden controlar sus estados cuánticos utilizando campos eléctricos y magnéticos. Esto les permite realizar operaciones cuánticas en los qubits.

La importancia del avance de los qubits

El nuevo tipo de qubit desarrollado por los investigadores de Argonne es un gran avance en [la computación cuántica](Computación Cuántica: Una sencilla introducción | CIBERNINJAS). El aumento de casi mil veces en el tiempo de coherencia es una mejora significativa con respecto a los diseños de qubits anteriores.

Esto significa que los nuevos qubits pueden almacenar información cuántica durante períodos de tiempo mucho más largos, lo cual es esencial para realizar cálculos cuánticos complejos.

La demostración de la ampliación también es un logro importante. Muestra que el nuevo tipo de qubit se puede acoplar para construir computadoras cuánticas más grandes y potentes.

En general, la investigación de los investigadores de Argonne es un gran paso adelante en la carrera por desarrollar computadoras cuánticas que puedan abordar problemas del mundo real.

Aplicaciones potenciales de la computación cuántica

Las computadoras cuánticas tienen el potencial de resolver problemas que son intratables para las computadoras clásicas. Algunas aplicaciones potenciales de la computación cuántica incluyen:

  • Descubrimiento de fármacos: Los ordenadores cuánticos podrían utilizarse para diseñar nuevos fármacos que sean más eficaces y menos tóxicos.
  • Ciencia de los materiales: Las computadoras cuánticas podrían usarse para diseñar nuevos materiales con propiedades mejoradas, como resistencia, ligereza y conductividad.
  • Modelos financieros: Las computadoras cuánticas podrían usarse para desarrollar modelos financieros más precisos y sofisticados.
  • Inteligencia artificial: Las computadoras cuánticas podrían usarse para desarrollar nuevos algoritmos de inteligencia artificial que sean más potentes y eficientes que los algoritmos actuales.

El nuevo tipo de qubit desarrollado por los investigadores de Argonne es un gran avance en la computación cuántica.

El aumento de casi mil veces en el tiempo de coherencia y la demostración de escalado son logros significativos que podrían allanar el camino para el desarrollo de computadoras cuánticas más potentes y escalables en el futuro.


Conclusión y resumen

  • Investigadores del Laboratorio Nacional Argonne han desarrollado un nuevo tipo de qubit con un aumento de casi mil veces en el tiempo de coherencia.
  • Este avance podría allanar el camino para el desarrollo de ordenadores cuánticos más potentes y escalables en el futuro.
  • Los nuevos qubits se basan en electrones individuales atrapados en dispositivos de carburo de silicio.
  • Los investigadores también pudieron demostrar el escalado mediante el acoplamiento de dos qubits.
  • Esta investigación es un gran paso adelante en la carrera por desarrollar computadoras cuánticas que puedan abordar problemas del mundo real.
🔥 RELACIONADOS