PowerLight crea un sistema de transmisión de energía a través de láseres

PowerLight crea un sistema de transmisión de energía a través de láseres
PowerLight crear un sistema de transmisión de energía a través de láseres
  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Ciencia
  • Tiempo de lectura:5 minutos de lectura

La transmisión de energía inalámbrica ha sido materia de ciencia ficción durante más de un siglo, pero ahora PowerLight Technologies la ha convirtido en un hecho científico rel, logrando transmitir energía eléctrica a través de rayos láser.

«La potencia del láser está más cerca de lo que creen», dice el director ejecutivo de PowerLight, Richard Gustafson.

Esto es mucho más que un experimento de laboratorio: Gustafson dice que su compañía, con sede en Washington, está en la recta final de un proyecto de demostración de 9,5 millones de dólares para el Laboratorio de Investigación Naval de Estados Unidos.

En 2019, PowerLight demostró que un sistema de transmisión de energía podía transmitir 400 vatios de potencia, potencia suficiente como para encender una variedad de luces, computadoras portátiles o una cafetera.

En 2020, asombró con una demostración de un receptor de energía liviano adecuado para drones. Además, el proyecto demostró a la Marina, que el sistema láser de PowerLight podía operarse de manera segura sin poner en peligro a las personas que se crucen en el camino del rayo.

Gustafson espera que el éxito de PowerLight despeje el camino para un proyecto aún más ambicioso, destinado a desarrollar un sistema lo suficientemente bueno para las operaciones militares de campo.

Con un objetivo de transmitir al menos 1.000 vatios de potencia a una distancia de un kilómetro (0,6 millas) o mayor distancia. Si PowerLight obtiene el visto bueno del Pentágono, el proyecto podría generar más de 10 millones de dólares en los próximos años.

PowerLight, que anteriormente se conocía como LaserMotive, ha dado muchos pasos importantes en el transcurso de una década.

Desde 2009, la compañía ganó 900,000 dólares en un concurso patrocinado por la NASA para encender robots trepadores a través de cables; y la mayor parte de los trabajos que han hecho desde entonces ha sido conjunto a los cuerpos militares de USA.

Uno de esos proyectos, implica la transmisión de energía láser a través de fibra óptica en lugar de por el aire.

Bien sea que el sistema utilice fibra óptica o rayos láser, el concepto básico es el mismo: La electricidad enciende el transmisor láser y el receptor convierte la luz láser de nuevo en electricidad.

Receptor de energía óptica de PowerLight se enciende durante las pruebas nocturnas. El área brillante en el medio es el rayo óptico, como se ve con una cámara especial. (Foto de PowerLight Technologies)
Receptor de energía óptica de PowerLight se enciende durante las pruebas nocturnas. El área brillante en el medio es el rayo óptico, como se ve con una cámara especial. (Foto de PowerLight Technologies)

Gustafson dice que el receptor de PowerLight está diseñado para obtener energía de los sistemas de armas láser del Departamento de Defensa.

“Para esos sistemas, poder hacer más de una cosa es algo muy importante”, «Puedes tener el láser de alto voltaje que puede causar destrucción, pero también podría usarse con mayor frecuencia como un sistema de entrega de energía a larga distancia».

Mantener los drones en el aire continuamente es la aplicación más obvia para la transmisión de energía a través de láser. Uno de los primeros experimentos de PowerLight (bajo la marca LaserMotive) implicó el uso de un rayo láser para hacer funcionar un cuadricóptero durante más de 12 horas seguidas.

Pero esa, no es su única posible aplicación: La energía transmitida, podría impulsar vehículos terrestres autónomos o proporcionar una fuente de energía temporal en el campo de batalla o en un área de desastre.

Incluso podría usarse para transmitir energía de forma inalámbrica desde una instalación de energía solar o eólica a una red central.

«Probablemente uno de los mejores ejemplos que cruza lo militar y lo comercial es el lanzamiento de dispositivos habilitados para el 5G», dijo Zak.

Debido a que la transmisión de energía tiene tantos matices de ciencia ficción, es natural considerar el uso de la tecnología para cargar rovers en la Luna o Marte. Gustafson dice que PowerLight está hablando con compañías espaciales sobre esa idea.

«Se han acercado a nosotros para asociarnos en oportunidades de propuestas para respaldar los requisitos de la NASA para impulsar rovers en la luna, para extraer agua», «Quieren poder aprovechar la energía solar en la luna y transmitirla de forma remota a los robots rovers y, en última instancia, a otros tipos de activos que podrían promover las comunicaciones y las operaciones sostenibles desde la luna».

La mera idea de transmitir energía a los vehículos lunares puede parecer subrealista, pero Gustafson y su equipo tienen los pies firmes en el suelo cuando se trata de las finanzas de PowerLight. Hasta ahora, han podido financiar operaciones principalmente a través de sus contratos militares.

Gustafson dijo que PowerLight ha aportado aproximadamente 6 millones de dólares en inversión privada hasta la fecha y se está preparando para cerrar una ronda de otros 2 millones de dólares.

«Con una combinación de empleados de tiempo completo y un par de personas contratadas, tenemos aproximadamente 20 personas y el equipo va creciendo», dijo Gustafson.

Por ahora, PowerLight, puede estar enfocado en la creación de lásers para las aplicaciones militares. Pero Gustafson, espera que la amplitud del negocio de la empresa se extienda de forma espectacular en los próximos años.

Fuente: GeekWire


ROSEPAC

Curador Digital y Redactor. Creador del Diario Ciberninjas. Asturiano amante de las nuevas tecnologías.