• Tiempo de lectura:5 minutos de lectura
  • Categoría de la entrada:Sistemas Operativos / Software

En Kali Linux, muchos comandos y herramientas requieren permiso de root para ejecutarse. Sin embargo, podemos ejecutar estos comandos precediéndolos con el comando sudo.

Pero el tener que agregar sudo a cada comando que usamos e ingresar la contraseña cada vez es bastante frustrante.

Además, si hay varios usuarios, debes proporcionarles privilegios de root ya que la mayoría de los comandos requieren root.

En la versión actual de Kali Linux, el inicio de sesión raíz está deshabilitado de forma predeterminada, aunque también ofrece una opción fácil para volver a habilitar el inicio de sesión raíz.

Analicemos en detalle cómo agregar nuevos usuarios y proporcionar privilegios de root a los usuarios en Kali Linux.

Agregar nuevo usuario en Kali Linux

Podemos agregar usuarios en kali usando el comando adduser. El comando adduser es similar al comando useradd.

Pero, el comando adduser es más fácil de usar que el comando useradd.

Con el comando de adduser también se crean las carpetas y directorios mientras se agrega un nuevo usuario, mientras que el comando useradd no las crea.

Para agregar nuevos usuarios, debes iniciar sesión como root.

Abre una ventana de terminal presionando Ctrl+Alt+T y ejecuta el siguiente comando para iniciar sesión como root:

sudo -i

Ahora, agrega el usuario usuario1 a un grupo llamado usuario1. Se te pedirá la contraseña y otra información; como el nombre completo, el número de habitación, el teléfono del trabajo, el teléfono de la casa, etc. que son opcionales.

Ejecute el siguiente comando para agregar un nuevo usuario:

adduser --home /home/usuario1 usuario1

El comando anterior agregará un usuario usuario1 con el grupo usuario1, creando un directorio y las carpetas correspondientes de la ruta /home/usuario1.

Otorgar privilegios de root a los usuarios

Para otorgar los permisos de root a los usuarios, puedes hacerlo instalando el paquete kali-grant-root o editando el archivo /etc/passwd.

Al otorgar los privilegios de root, el usuario va a poder usar el comando sudo sin la necesidad de ingresar contraseña.

Agregar usuario al grupo raíz

Para agregar usuarios al grupo raíz, usa el comando usermod. Ejecuta el siguiente comando en una ventana de terminal:

sudo usermod -a -G <group_name> <username>
sudo usermod -a -G root usuario1

Eso otorgará privilegios de root al usuario anterior.

Instala el paquete kali-grant-root

Primero, actualiza los repositorios del sistema ejecutando el siguiente comando:

sudo apt update

Luego, instala el paquete kali-grant-root ejecutando el siguiente comando:

sudo apt install kali-grant-root

Configura el paquete instalado anteriormente ejecutando el siguiente comando:

sudo dpkg-reconfigure kali-grant-root

Se te proporcionará una lista de opciones que deciden si quieres agregar un usuario al grupo de confianza de Kali.

Selecciona Habilitar escalada de privilegios sin contraseña de entre las opciones para continuar. Eso agregará al usuario al grupo de confianza de Kali.

Ahora, cierra sesión y vuelve a iniciarla, luego actualiza los repositorios.

Después de la actualización, prueba cualquier comando que requiera permisos de root. Si el método anterior a tenido éxito, no se te debería pedir contraseña.

Eliminar un usuario con privilegios de root

Si deseas eliminar un usuario existente con privilegios de root otorgados, puedes hacerlo ejecutando el siguiente comando:

sudo deluser --remove-home <username>
sudo deluser --remove-home usuario1

El comando anterior eliminará al usuario usuario1 junto con su directorio.


Conclusión final

Revisamos la adición de un nuevo usuario, la concesión de privilegios de root usando diferentes métodos y la eliminación de un usuario.

Cuando hay varios usuarios accediendo a un sistema, es obligatorio gestionar los permisos de root.

Usando los métodos anteriores, se puede verificar la actividad del usuario y también cualquier actividad intrusa. Espero que te funcione. ¡Gracias por leer!