Jujutsu Kaisen: Explicación de la técnica maldita de Naoya Zenin

Naoya Zenin fue uno de los hechiceros de Jujutsu más talentosos de su generación en el mundo de Jujutsu Kaisen . Como hijo menor de Naobito Zenin y jefe de la unidad de élite Hei, Naoya era un hechicero de Grado Especial 1, lo que lo colocaba entre los luchadores más poderosos de todo Tokio. Su genio fue evidente desde una edad temprana y Naoya destacó tanto en su intelecto como en su destreza marcial.

La habilidad más mortífera de Naoya era la técnica maldita que heredó de su padre: la hechicería de proyección. Esta técnica única le otorgó a Naoya una velocidad aparentemente sobrehumana, permitiéndole atacar incluso a los oponentes más poderosos. Sin embargo, había más secretos detrás de la técnica de Naoya de los que se veían inmediatamente.

Los Antecedentes de Naoya Zenin

Naoya Zenin nació en la prestigiosa familia Zenin, uno de los Tres Grandes Clanes Jujutsu. Era un hechicero talentoso que ascendió de rango hasta convertirse en el jefe de la unidad de élite del clan Zenin, conocida como Hei, a una edad temprana. Naoya dominó su técnica maldita innata de hechicería de proyección, lo que le otorgó una inmensa velocidad en combate.

Sin embargo, Naoya permitió que sus talentos inflaran su ego a niveles astronómicos. Realmente creía que estaba destinado a superar a su padre, Naobito, como jefe del clan y despreciaba a los demás como inferiores. Naoya especialmente le faltó el respeto a sus primas Maki y Mai Zenin. Su arrogancia y negativa a reconocer oponentes más fuertes como Maki finalmente conducirían a su desaparición.

Como jefe de los Hei, Naoya favorecía el combate cuerpo a cuerpo aumentado por su hechicería de proyección. Analizó estratégicamente a sus oponentes para obtener una ventaja en la batalla. Sin embargo, el narcisismo de Naoya nubló su juicio en ocasiones. Durante sus peleas, no reconoció el crecimiento en poder y adaptabilidad de Maki hasta que fue demasiado tarde. Naoya encontró su fin en sus manos debido a su incapacidad para ver más allá de su propia imagen inflada de sí mismo.

La Técnica de la Brujería de Proyección

La brujería de proyección es una técnica heredada transmitida en el clan Zenin de Naobito Zenin a su hijo menor, Naoya Zenin. Sigue el movimiento a veinticuatro fotogramas por segundo y atrapa a cualquiera que desobedezca esa regla dentro de un fotograma durante un segundo. Naobito y Naoya fueron los dos miembros más recientes que demostraron poseer esta habilidad.

En esencia, la brujería de proyección divide un segundo en veinticuatro fotogramas de animación utilizando el campo de visión del usuario como ángulo de visión de proyección. El usuario puede rastrear un conjunto predeterminado de movimientos en esos veinticuatro fotogramas y ejecutarlos en ese único segundo.

Mientras la técnica está activa, cualquier cosa que toque la palma del usuario también debe cumplir con la regla de “24 FPS” mientras se mueve. De no hacerlo, el sujeto quedará inmovilizado y congelado en un cuadro de animación durante un segundo.

Este efecto de inmovilización es lo que otorga a Projection Sorcery una destreza ofensiva tan devastadora en combate. Al ejecutar movimientos a lo largo de veinticuatro fotogramas por segundo, el usuario puede atacar desde ángulos extraños que parecen imposibles a simple vista y asestar golpes sucesivos antes de que un oponente pueda siquiera darse cuenta de que está bajo ataque. A plena potencia, Naoya afirma que puede lanzar cientos de golpes en un solo segundo, golpeando a sus oponentes con una ráfaga de ataques demasiado rápidos para que los sentidos humanos normales los sigan.

Fotogramas por segundo: la regla de los 24 FPS

Projection Sorcery divide un segundo de movimiento en veinticuatro fotogramas de animación utilizando el campo de visión del usuario. Cualquier cosa que se mueva fuera de estos 24 fotogramas por segundo preestablecidos quedará congelado dentro de un solo fotograma durante un segundo completo, dejándolo vulnerable a los ataques.

Esto permite al usuario rastrear movimientos muy rápidos que parecen demasiado rápidos para que los observadores los sigan normalmente. Al congelar a los oponentes en fotogramas de animación, el usuario puede obtener una ventaja en el combate mediante golpes precisos en objetivos inmovilizados.

La restricción de la regla de 24 FPS ofrece ventajas e inconvenientes al usuario. Por un lado, permite movimientos y velocidades que parecen invisibles incluso para ojos muy perceptivos. Sin embargo, el rumbo preestablecido no se puede alterar y el hecho de ignorar las leyes de la física dentro de los marcos también puede atrapar al usuario.

Se necesita una gran precisión para aprovechar el movimiento mejorado y evitar sus efectos inmovilizadores. Dominar el control de las acciones propias y del oponente en este nivel cuadro por cuadro exige un tremendo entrenamiento y aptitud innata por parte de aquellos que ejercen la hechicería de proyección.

Expansión del Dominio de Naoya

El Dominio de Expansión del Tiempo Cell Moon Palace de Naoya Zenin utiliza su técnica única de hechicería de proyección. Cuando se activa, crea un área negra y vacía, salvo algunas partículas flotantes.

La etapa principal es un camino recto de carne que conduce a un gran ojo detrás de Naoya. Cualquiera que ingrese al dominio debe obedecer la “regla de 24FPS” de hechicería de proyección, o recibirá numerosas heridas sangrientas con cada movimiento. Si los objetivos se mueven de una manera que excede los 24 cuadros de movimiento por segundo, sufren pequeños cortes y cortes en todo el cuerpo debido a los cuadros de animación incrustados en su cuello.

Esto inmoviliza completamente al objetivo y fuerza sus movimientos dentro de las limitaciones de la técnica.

El dominio permite a Naoya apuntar a oponentes a nivel celular individual con alta precisión. Puede congelar selectivamente ciertas células, alterándolas y provocando que aparezcan innumerables pequeños cortes y cortes en todo el cuerpo, inmovilizando al objetivo. Forzar el movimiento más allá de este estado de congelación puede provocar la amputación de extremidades. Naoya activó por primera vez este dominio contra Maki Zenin, Hagane Daido y Rokujushi Miyo cuando lo llevaron al límite en la batalla.

Resultó muy eficaz para inmovilizar a Daido y Miyo, aunque Maki podía moverse libremente dentro debido a la falta de energía maldita con la que interactuar con la técnica. Al final, esto convirtió a Naoya en un oponente formidable, pero no pudo evitar su muerte a manos de Maki.

Relacionados