• Categoría de la entrada:Hardware / Noticias
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

Hubo un tiempo en que la serie Pentium de Intel era la gama de CPU insignia de la empresa. Han pasado 29 años desde que Intel lanzó el primer procesador Pentium y 24 años desde que se lanzó el primer Celeron.

Después de tres décadas, Intel finalmente comenzará a eliminar ambas marcas. Intel ha anunciado que dejará de usar las marcas Pentium y Celeron en las portátiles de 2023.

Tanto Pentium como Celeron permanecieron en los estantes de las tiendas como CPU de nivel de entrada para las computadoras portátiles y de escritorio.

Si bien, Intel aún tendrá CPUs para llenar este segmento de mercado, no llevarán la marca de Pentium o Celeron, sino que se comercializarán simplemente como Procesadores Intel.

Intel dice que este movimiento se hace para simplificar su gama de CPU y permitir que los usuarios “se concentren en elegir el procesador adecuado para sus necesidades”.

El enfoque de Intel en cuanto a la CPU permanecerá en las marcas Core, Evo y vPro, pero no veremos más computadoras portátiles Celeron, Pentium Silver o Pentium Gold.

No está claro si este movimiento también afectará el rango de las CPU de escritorio de nivel de entrada de Intel. Incluso si no es así, probablemente lo hará en el futuro.

La empresa actualmente tiene chips Pentium Gold y Celeron basados ​​en la misma arquitectura Alder Lake que los chips Intel Core de 12.ª generación. Ambos son de doble núcleo y el Pentium Gold tiene hiperprocesamiento, mientras que el Celeron no.

Si el cambio de marca también se aplica a las computadoras de escritorio, significará la desaparición definitiva de las marcas Pentium y Celeron.

Sin embargo, Intel deberá encontrar una forma de explicar de manera confiable a los usuarios qué chip es mejor que el otro. De lo contrario, podría hacer que el rango de nivel de entrada de Intel sea mucho más confuso de lo que ya es.

Compartir es Vivir!