• Categoría de la entrada:Futuro / Gadgets
  • Tiempo de lectura:4 minutos de lectura

Científicos han creado un dispositivo que es capaz de recolectar el sudor de la yema del dedo para transformarlo en energía.

Todo eso, sin la necesidad de mover un dedo para que ello funcione; es más, puedes seguir haciendo tu trabajo mientras estés quieto o incluso mientras duermes.

El dispositivo, es una tira flexible y delgada que se envuelve alrededor de la punta de un dedo como si fuese una tirita.

Los científicos han logrado hacer que esa “especie” de tirita, convierta los químicos que se encuentran en el sudor humano en pequeñas cantidades de energía eléctrica.

Los dedos producen sudor constantemente, por lo que el dispositivo puede funcionar sin que el usuario mueva un solo músculo.

“Al usar el sudor de la yema del dedo, que fluye naturalmente sin importar dónde se encuentre o qué estés haciendo, esta tecnología proporciona una ganancia neta de energía sin esfuerzo por parte del usuario”, dice Joseph Wang.

Joseph Wang, es profesor de nanoingeniería en la Universidad de San Diego, y es coautor del artículo en el que se describe el producto, publicado en la revista Joule.

Es común que los sistemas portátiles autoalimentados que dependen de recolectores de bioenergía requieran un aporte excesivo de energía.

Pero debido a que este dispositivo no requiere ninguna intervención física del usuario para funcionar, es “un paso adelante para hacer que los dispositivos portátiles sean más prácticos, convenientes y accesibles para la persona común”, dice el coautor del estudio Lu Yin, un Ph.D en nanoingeniería.

Los investigadores de la UC San Diego trabajaron con anteriormente en un proyecto de tatuajes temporales capaces de convertir el sudor en energía.

Si bien el nuevo producto puede producir energía, como te podrás imaginar, aún no podrás utilizar para conectar tu móvil; si es que era eso en lo primero que estabas pensando. 😹

El dispositivo podría potencialmente alimentar dispositivos electrónicos de menor potencia que operen en un rango de milivatios, como un reloj de pulsera.

Aunque aún no es adecuado para alimentar continuamente un dispositivo electrónico de alto rendimiento como un teléfono inteligente.

Las yemas de los dedos, cada una con más de mil glándulas sudoríparas, pueden producir entre 100 y 1000 veces más sudor que la mayoría de las otras partes del cuerpo.

Sin embargo, puede ser difícil darse cuenta de lo sudorosos que están, ya que el sudor generalmente se evapora de las yemas de los dedos tan pronto como sale. Este nuevo dispositivo lo recopila antes de que pueda evaporarse. El dispositivo fue construido para ser muy absorbente.

Primero, el sudor se absorbe y se convierte en energía mediante un relleno de electrodos de espuma de carbono. Los electrodos tienen enzimas que desencadenan reacciones químicas entre las moléculas de lactato y oxígeno en el sudor, generando electricidad.

Además, existe un chip debajo de los electrodos hecho de material piezoeléctrico que genera más energía cuando se presiona.

La energía eléctrica se almacena en un pequeño condensador cuando el usuario suda o presiona sobre él, y luego se puede descargar para alimentar dispositivos de baja potencia.

Mientras un sujeto dormía durante 10 horas con el dispositivo en la yema del dedo, el dispositivo portátil fue capaz de recolectar hasta 400 milijulios de energía, lo que es suficiente para proporcionar 24 horas de energía a un reloj de pulsera electrónico (pero no a un reloj inteligente).

Los investigadores señalan que atar los dispositivos a las yemas de los dedos adicionales generaría aún más energía.