AMD anunció ayer, su nueva línea de procesadores de la serie Ryzen 5000 para ordenadores de escritorio, que también serán los primeros chips de la compañía en incluir la arquitectura Zen 3 de próxima generación, la que representa el mayor salto para los chips de escritorio de AMD hasta el momento.

Además, AMD no ha dudado en sacar pecho, y marcar unas muy elevadas expectativas. Prometiendo que el nuevo Ryzen 5900X es nada más ni menos que “la mejor CPU para juegos del mundo”. Los nuevos chips estarán disponibles a partir de 299 dólares para el modelo Ryzen 5 5600X y se supone que saldrá a la venta, a partir del 5 de Noviembre.

Al igual que los chips de escritorio Ryzen 3000 basados ​​en la arquitectura Zen 2 del año pasado,los nuevos procesadores de la serie 5000 todavía usarán el proceso de 7 nanometros de AMD, pero ofrecen un aumento del 19 por ciento en cada ciclo de instrucciones.

Junto con un rediseño completo del diseño del chip y una mejor velocidad máxima, los nuevos conjuntos de chips están saltando directamente a la marca de la serie Ryzen 5000 para evitar cualquier confusión de los nuevos chips Zen 3 con los chips de escritorio Ryzen 4000 basados ​​en Zen 2 que AMD lanzó durante el verano para sistemas prediseñados ).

En conjunto, AMD dice que simplemente reemplazar una CPU Zen 2 con un modelo Zen 3 comparable (los nuevos chips son compatibles con las placas base más antiguas después de una actualización de firmware) dará como resultado una mejora promedio del 26 por ciento para los clientes, todo mientras se mantiene el TDP y los recuentos de núcleos lo mismo.

En particular, cada uno de esos chips ha obtenido un aumento de precio de 50 dólares en comparación con los precios originales de las CPU Zen 2 comparables de 2019. Las cuatro nuevas CPU estarán disponibles a partir del 5 de noviembre.

AMD está apuntando directamente a Intel con la nueva línea de mercado, en particular al modelo Core i9-10900K de la compañía, del que Intel se jactó anteriormente de ser “el procesador de juegos más rápido del mundo”.

Si bien los chips de AMD no superan a los chips de Intel de décima generación en pura velocidad de reloj, el chip superior de Intel alcanza un máximo de 5.3GHz, mientras que el Ryzen 5950X (el nuevo chip más rápido de AMD) alcanza un máximo de 4.9GHz; AMD ofrece otras ventajas, como eficiencia energética mejorada y un mayor número de hilos y núcleos.

La compañía también apunta hacía otros puntos de referencia, afirmando que el Ryzen 9 5900X vence al i9-10900K de Intel en rendimiento para una amplia gama de títulos de juegos, incluidos League of Legends, Dota 2, Shadow of the Tomb Raider y más (el chip de Intel todavía ganó para Battlefield V, y tendremos que esperar para poder comprobar su rendimiento real).

Por supuesto, una nueva CPU necesita una nueva GPU para acompañarla y AMD también se tomó el tiempo para comenzar a probar sus próximas tarjetas gráficas Radeon RX 6000 “Big Navi”, integradas en su arquitectura RDNA 2 de próxima generación, que la compañía presentará el 28 de Octubre.

Se supone que las nuevas tarjetas, van a ser la respuesta de AMD a las GPU RTX 3000 de Nvidia y la compañía promete que también podrán impulsar juegos 4K de alto rendimiento, provocando puntos de referencia de 60 fps en Borderlands 3, Call of Duty: Modern Warfare o Gears 5 configurados en modo ultra.

Sin embargo, AMD, no tendrá demasiado tiempo para dormirse en los laureles; porque Intel ya se está preparando para la respuesta, y ya ha anunciado sus CPUs Rocket Lake de 11ª generación para principios de 2021.

Relacionados

▷ Revisión de Nvidia GeForce RTX 3080 Founders Edition

▷ Sorpréndete con los primeros módulos de memoria DDR5

▷ Cómo ver el evento Zen 3 de AMD

🛒 Los Mejores Chollos de Amazon, ¡Agrégalos a tu Lista de Deseos!

AMD revela sus nuevos procesadores Zen 3 Ryzen 5000, incluida la mejor CPU para juegos del mundo